¡VIVA LOPE!, un texto de Palmira sobre “El perro del hortelano”.

febrero 6, 2014

Esta es la historia señores

de un romance a la taurina

donde cuernos van y vienen

entre alcobas y celdillas.

Marcela ama a Teodoro.

Él miente como un bellaco

diciéndole yo te adoro.

Hasta que aparece Diana

con su corte de condesa.

Esta sí que me interesa

esta merece la pena,

seré conde, tendré pasta

y a sus damas de reserva.

Pero Teodoro es plebeyo

y mientras Diana lo piensa,

con Fabio a Marcela casan

para quitarla de en medio.

A tiempo aparece un duque

como del cielo caído,

es el padre de Teodoro

¡mi hijo ha aparecido!

Cuando solo era Teodoro

ella le declaró indigno,

ahora posee un ducado

la cosa ya no es lo mismo,

y amor in eternis júranse,

pues tal para cual son dignos.

Para alegrarnos la vida

y desde que el mundo es mundo,

existen los putiferios,

cuernos, amor, amoríos

y ni Dios podrá con ellos.

Por un amor imposible

arriesgar todo y perder,

es condición de lo humano,

pero cobarde es aquel

que recuerda con su hacer

al PERRO DEL HORTELANO.


Laura Castañón

febrero 4, 2014

??????????????Laura Castañón, gijonesa nacida en Mieres, es muy conocida en el ámbito de nuestras bibliotecas públicas por impartir varios talleres de lectura en las bibliotecas municipales de Gijón; tras haber trabajado como correctora de textos y lectora de originales, y después de publicar numerosos artículos, poemas y relatos, nos ofrece ahora su primera novela, Dejar las cosas en sus días, en la que nos propone un recorrido por la historia de quienes vivieron y murieron durante la convulsa primera mitad del siglo XX en España –con especial acento en los años de guerra civil y en la cuenca minera del Aller–, pero también la de aquellos que han crecido a la sombra de la dictadura franquista y del recuerdo cercano del horror, y la de sus hijos, que ahora pasan de los 40 y que muchas veces indagan en los recuerdos de padres y abuelos o bucean en las páginas de libros de historia y diarios de las hemerotecas, en un intento –tantas veces frustrado– por saber qué pasó, por entender, por perdonar y por olvidar tanto dolor.

Una apasionante novela que trata de recuperar una parte de la memoria histórica, colectiva, de nuestro país, pero que también rastrea en los recuerdos individuales de un puñado de personajes –que no por ficticios, que lo son, resultan irreales o poco creíbles– hasta dar forma a un relato de intriga histórica que deja muchas preguntas en el aire, con la intención de que sea el lector quien encuentre las respuestas, si es que las hay.

http://www.alfaguara.com/uploads/ficheros/libro/dossier-prensa/201306/dossier-prensa-dejar-cosas-sus-dias.pdf

http://www.todoliteratura.es/entrevistasliteratura/novela/entrevistas-escritores/laura-castanon/dejar-las-cosas-en-sus-dias/escritor


Antonio Tabucchi

febrero 4, 2014

antonio_tabucchi_n-365xXx80Antonio Tabucchi (Pisa, 24 de septiembre de 1943 – Lisboa, 25 de marzo de 2012).

Antonio Tabucchi nació en Pisa el 24 de septiembre de 1943, pero creció en casa de los abuelos maternos en Vecchiano, lugar cercano a Pisa. Durante los años de estudios universitarios en la Universidad de Pisa Tabucchi realizó numerosos viajes por Europa, siguiendo las huellas de los autores que había encontrado en la rica biblioteca de su tío materno. Durante uno de estos viajes, en París, en un banco de la Estación de Lyon encontró el poema Tabacaria firmado por Álvaro de Campos, uno de los heterónimos de Fernando Pessoa, en la traducción francesa de Pierre Hourcade. De aquí sale la intuición de que había encontrado el tema para los próximos veinte años de su vida.

Se llega hasta Lisboa y desarrollará una verdadera pasión por esta ciudad. Realiza una tesis doctoral sobre el surrealismo en Portugal. Realiza estudios de perfeccionamiento en la Escuela Normal Superior de Pisa y en 1973 recibe el encargo de enseñar Lengua y Literatura portuguesa en Bolonia. En 1978, se traslada a la Universidad de Génova.

Del 1985 al 1987 es director del Instituto Italiano de Cultura de Lisboa.

Después, durante muchos años, pasa seis meses en Lisboa, con su mujer, nacida allí, y sus dos hijos. Y allí escribe. La otra parte del año transcurre en la Toscana, dando clases en la Universidad de Siena.

Visceralmente enamorado de Portugal, fue el mejor conocedor, crítico y traductor italiano del escritor portugués Fernando Pessoa.

Sus libros han sido traducidos en dieciocho países. Junto a María José de Lancastre, su esposa, tradujo al italiano muchas de las obras de Pessoa. Escribió, además, un libro de ensayos y una comedia teatral sobre él.

Obtuvo el premio francés “Médicis étranger” por su novela Notturno Indiano, y el premio Campiello por Sostiene Pereira.

Algunos de sus libros más conocidos son Notturno Indiano, Piccoli equivoci senza importanza, Un baule pieno di gente, Gli ultimi tre giorni di Fernando Pessoa, Sostiene Pereira, La testa perduta di Damasceno Monteiro y Si sta facendo sempre più tardi. Varios de sus libros han sido llevados al cine, entre los que destaca Sostiene Pereira, donde Marcello Mastroianni destaca en una de sus últimas interpretaciones, en 1995, sólo un año antes de su fallecimiento. En 2004 recibió en España el Premio Francisco Cerecedo de periodismo.